domingo, 15 de marzo de 2015

AVES DE EGIPTO


Por razones familiares, viajo cada año a la costa sureste de la Península asiática del Sinai, en concreto a Dáhab. Esta pequeña localidad de buceo situada en pleno desierto, al lado del Mar Rojo y en la Bahía de Acaba  es muy conocido por sus corales y multitud de peces exóticos.

En general, no es una zona de muchas aves. No obstante, he podido observar varias especies que me animo a compartir con vosotros, por tratarse de seres bastante diferentes a los que estamos habituados.


Caminando por la orilla del mar, quizás lo más llamativo es la Garceta dimorfa (Egretta gularis) que cría aquí.  Tiene dos fases en su vida, una blanca y otra gris oscura. Es muy similar a la Garceta común, aunque más elegante. Tiene el pico amarillo, un poco más largo y con forma ligeramente curvada, patas de color oscuro hasta la mitad del torso y el resto de un amarillo apagado.



Se detecta bastante diferencia entre las mareas. Con marea baja, y un poquito de suerte, se puede ver la Garcita verdosa (Butorides striatus)  que también cría aquí. Es un ciconiforme bastante pequeño y oscuro, con pico largo.


Garcita verdosa, joven, de color marrón y con moteado blanco
                              
También nos deleita con su presencia el Martin Pescador (Alcedo atthis). Tan bello como siempre.



Hace unos 30 años llegó un córvido desde la India a la zona, probablemente con barcos de grano,  y es la Corneja Casera (Corvus splendens) que parece haberse adaptado bien, ya que se deja ver con bastante facilidad.



Por encima del mar, disfruta con su vuelo rasante la Pagaza piquiroja. Es el mayor de los charranes con sus 96-111 cm. de envergadura.


Archibebes también se ven esporadicamente.  Aquí un ejemplar de Archibebe fino (Tringa stagnatilis)


Dentro del pueblo, entre sus calles y casas primitivas, la Garcilla boyera (Bubulcus ibis) se busca la vida; a veces junto a los camellos, pero siempre picoteando entre la basura que se echa a la calle tal cual. 


La Collalba monjina también tiene su hábitat dentro del pueblo.


Collalba mojina (Oenanthe monacha)

Sin ir muy lejos,  encontramos varios wadis valles entre rocas del desierto donde siempre vuela algún pájaro que otro.


Collalba negra de brehm (Oenanathe leycopyga)

Collalba colinegra (Cercomela melanura)

Terrera sahariana (Ammomanes deserti)
Otra zona muy interesante en Egipto en cuanto a aves es el Delta del Nilo. Territorio conformado por los fértiles depósitos aluviales del río Nilo, al desembocar en el mar Mediterráneo. Situado al norte de Egipto, es uno de los deltas más grandes del mundo. Limita con Alejandría al oeste, con Puerto Said al este y la ciudad de El Cairo al sur. Tiene de norte a sur 160 km de longitud, y de este a oeste unos 240 km de costa.  De esa región fértil, muy apta para la agricultura, mi hija me ha cedido varias fotos muy recientes. Son todas de un lugar muy rural.


El ave más espectacular, quizá sea, el Martin pescador de  Esmirna (Halcyon smyrnensis) , con su pico largo y sus colores fuertes. Mide unos 26-30 cm. Se ha adaptado a vivir en diversos hábitats, aunque generalmente cerca del agua.



Incluso se alimenta en zonas como esta junto con las Garcillas Boyeras que refleja el estado lamentable de los afluentes del Nilo.


La abubilla (Upupa epops) es muy común. Aunque ave multicolor, se mimetiza perfectamente en el entorno.



 La Avefría espolada (Vanellus spinosus) llama la atención con sus dibujos muy marcados entre la vegetación tan densamente verde.


La Garcilla boyera (Bubulcus ibis) que vive en el Delta del Nilo, desde luego tiene mucho mejor aspecto que su homónimo de Dáhab.


Añadir leyenda
















La Tórtola senegalesa muestra su silueta fina cuando reposa en los árboles.


















Otra ave, que no se ve en Europa, es el Bulbul naranjero (Pycnonotus barbatus)


El  Gorrion moruno (Passer hispaniolensis)  busca la cercanía del agua y tiene, por lo tanto, una zona ideal en el Delta. Lo mismo ocurre con las lavanderas.


Lavandera blanca (Motacilla albaa)

Lavandera boyera (subespecia ¿pygmaea o cinereocapilla?)

Y para concluir, una foto de la alondra Coguada común (Galerida cristata)


Espero no haberme equivocado en la identificación de todas estas aves. Si fuera así, agradecería vuestros comentarios.


Aprovecho para darle las gracias a mi hija, Idoia, por andar siempre con los ojos abiertos y con la cámara de fotos lista para inmortalizar a nuestras queridas aves.

miércoles, 14 de enero de 2015

Urre-txirriak Zarautzen


Este inicio de año nos ha traído una agradable sorpresa ornitológica a la costa de Gipuzkoa: La presencia de dos chorlitos dorados en terrenos ocupados por el golf de Zarautz, de forma que pueden ser observados con relativa facilidad por los paseantes de la nueva pasarela elevada sobre la duna.

Nosotros los vimos por primera vez el 4 de Enero, pero sabemos que hay observaciones al menos desde el día anterior.Los chorlitos permanecen bastante estáticos sobre la hierba, en posición erguida o echados sobre alguna hondonada, salvo en los momentos que dedican a hacer pequeños desplazamientos y a picotear el suelo para buscar alimento.

Uno de los chorlitos dorados presenta un plumaje típico en un chorlito dorado europeo (Pluvialis apricaria, urre-txirri arrunta), con muchos tonos dorados, mientras que el otro luce un plumaje más grisáceo que lo habitual, con abundantes pintas blancas. Esta variabilidad en el plumaje así como cierta diferencia en el tamaño y en la pose que adoptan en posición estática han originado algunas discusiones respecto a la identificación de este último ejemplar, planteándose  la posibilidad de que sea un chorlito dorado americano (Pluvialis dominica, urre-txirri txikia edo amerikarra), divagante americano que se considera una rareza a nivel estatal.



En primer lugar, mostramos unas imágenes del chorlito dorado que presenta el plumaje más típico, con muchos tonos dorados.





A continuación ponemos  las fotos del chorlito que tiene un plumaje más grisáceo.



Aquí tenéis una foto de los dos al lado uno del otro,

Tras realizar varias consultas, hemos llegado a la conclusión de que se trata de dos ejemplares de la misma especie, chorlito dorado europeo, urre-txirri arrunta o Pluvialis apricaria.
La forma más sencilla para llegar a esta conclusión hubiera sido la de comprobar el color de la parte inferior de las alas y las axilas (blanco en el europeo, pardo grisáceo en el americano), pero eso no nos ha sido posible, debido a que las aves permanecen estáticas o correteando sobre el suelo, sin levantar el vuelo o levantar las alas.
Pero existen otras características que permiten asegurar la identificación como chorlitos dorados europeos:
  • La proyección alar. Con las alas plegadas, las primarias sobresalen poco o nada respecto a la cola. Si fueran chorlitos dorados americanos, las primarias sobresaldrían de forma apreciable respecto a la cola.
  • Con las alas plegadas, la punta de las terciarias no se acerca a la punta de la cola, quedan bastante más retrasadas. Si fueran chorlitos dorados americanos, la punta de las terciarias se acercaría mucho más  a la punta de la cola.
Además, comentar que el chorlito dorado americano tiene una estructura corporal algo diferente, más cabezón en proporción, las patas son más alargadas y el pico más fino. A modo de ejemplo, incluimos una fotografía de un chorlito dorado americano con plumaje de transición verano-> invierno.

O bien, en la siguiente foto de un ejemplar con plumaje de primer verano que nos remite D.Calleja

Aprovechamos para agradecer la disponibilidad y amabilidad de Gorka Gorospe y David Calleja atendiendo nuestras consultas; su ayuda ha sido definitiva para fijar la identificación correcta.

Vídeos
Vídeo 5 enero (largo) http://youtu.be/XsGHcwo8Whw
Vídeo 5 enero (corto) http://youtu.be/zj4wqxGm_dk

Fotos y vídeos: Joselu Gómez Quintas y J.Amenabar, excepto mención expresa